España se sitúa dentro del top 10 mundial de coche eléctrico

Vehículo eléctrico

, , , ,

Un informe de la consultora EY sitúa a España como novena dentro del top 10 mundial de países más preparados para el coche eléctrico, ocupando la quinta posición en cuanto a la regulación más favorable

España se sitúa como el noveno país más preparado del mundo para la adopción e impulso del coche eléctrico. Al menos así se desprende de un informe publicado por la consultora EY que enumera los diez países más preparados para el reto de la electrificación del transporte y los motivos por los que ocupan cada posición, teniendo en cuenta la capacidad de suministro, la demanda y la regulación de movilidad eléctrica. Un último punto en el que el país ibérico destaca sobremanera al ocupar el cuarto puesto gracias a iniciativas como el Plan Moves III, a las ayudas del Estado dirigidas a incentivar la movilidad eléctrica a través de la compra de vehículos eléctricos y la instalación de infraestructuras de recarga.

Destacable es también la valoración positiva de los casi 6.000 millones de euros (5.927 para ser exactos) del PERTE del vehículo eléctrico, así como los diversos incentivos para el uso de estos vehículos en nuestras carreteras; tales como descuentos en peajes, aparcamiento gratuito y carriles de tráfico exclusivos. Aspectos que hacen que España ocupe el noveno puesto global por encima de otros países desarrollados como Francia, Japón, Italia o Canadá.

Fuente: EY Consulting

En cuanto a los dominadores de la lista, China es el líder indiscutible de este ranking al contar, entre otras cosas, con 122 de las 200 gigafactorías de litio de todo el mundo; unido a un mercado interno en continuo crecimiento y una infraestructura de recarga con cada vez más peso. Factores que, según informa el citado dossier, hacen que el 51% de los ciudadanos chinos encuestados desean que su próximo vehículo sea eléctrico. El segundo lugar es ocupado por Noruega, que gracias a su regulación para incentivar los beneficios fiscales alrededor del coche eléctrico, la introducción de carriles para vehículos eléctricos y los parkings exclusivos se convierte en un país pionero en esta materia. Un cómputo de medidas que han provocado que, durante 2021, el 70% de las nuevas matriculaciones son de este tipo de vehículos. Para encontrar al tercer país del ranking no tenemos que mirar muy lejos, ya que aterrizamos de nuevo en otro país nórdico: Suecia. Y es que el país escandinavo cuenta con un sólido ecosistema energético respaldado por una alta aceptación del vehículo eléctrico por parte de sus ciudadanos; que se une a una importante capacidad de fabricación con la vista en que el 41% del total de vehículos producidos en el país sean eléctricos entre 2022 y 2026.

 

 

Por último, el top 5 de países más preparados para la adopción e impulso del vehículo eléctrico encontramos a Alemania (cuarto lugar) y Reino Unido (quinto lugar), cuyas principales bazas son su tejido industrial, la producción propia de baterías y un extenso catálogo de vehículos eléctricos por ser lanzados.

¿Cómo funciona la recarga de los vehículos eléctricos?

En primer lugar, es importante tener en cuenta que las que conocemos como estaciones de carga rápida funcionan con una potencia igual o superior a 50 kW, es decir, en corriente continua. Es por esto que, para que nuestro coche pueda cargarse, vamos a requerir de más elementos de los que encontraríamos en un cargador doméstico o de baja potencia.

Así, la electricidad llega a la electrolinera a través de la red eléctrica que el proveedor suministra. Es aquí donde diferenciaremos tres elementos principales para la carga de nuestro vehículo:

  • Centro de transformación, incluyendo la conexión a la red de Media tensión.
  • Armario conversor de potencia.
  • Poste de carga.

¿Cómo funciona una estación de carga rápida para vehículos eléctricos?¿Cómo funciona una estación de carga rápida para vehículos eléctricos?

Vayamos con el primero. El centro de transformación será el encargado conectar la electrolinera a la red de media tensión, cumpliendo con las normativas requeridas por la Distribuidora de Electricidad a cuya red se va a conectar y de transformar la electricidad de la red de media tensión a baja tensión. ¿Por qué es importante este punto? Porque garantiza la operatividad del resto de elementos que aseguraran la carga del vehículo eléctrico y porque es, a su vez, un punto fundamental desde el punto de vista de la seguridad.

Además, los centros de transformación más avanzados ofrecen a las compañías operadoras datos en remoto que permiten conocer cuáles son los consumos, las tendencias de uso, el estado de la red y de sus elementos, permitiéndoles explotar y mantener su red de estaciones de recarga de forma más eficiente. Todo ello garantiza que exista energía a disposición de los diferentes usuarios.

Una vez la tensión está en baja, llega el momento de que el segundo elemento de la ecuación entre en funcionamiento: es el turno del armario conversor de potencia. Este conjunto de equipos cumple la función de adaptar la electricidad, que llega en corriente alterna, a continua, que es la que admiten las baterías de los vehículos eléctricos.

Ahora, que la tensión está en baja y la corriente en continua, llega el turno del elemento más conocido: el poste de carga. Estos postes, con una apariencia y funciones similares a los surtidores que encontramos en cualquier gasolinera, solo que en este caso la energía es eléctrica, son los encargados de transmitir la energía a nuestro coche eléctrico.

Además, estos nos permiten conocer la energía que la “electrolinera” es capaz de suministrarnos, la que nuestra batería es capaz de absorber, las condiciones de temperatura de la batería y una aproximación del tiempo de carga, además de la gestión del pago. En resumidas cuentas, además de proporcionarnos la energía a través del cable, son nuestro intérprete para que el cargador y el vehículo se entiendan y podamos elegir la mejor opción de carga.

Share this
LinkedInTwitterFacebookWhatsAppCopy LinkEmailPinterest

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir avisos de nuevas entradas.

Deja un comentario